¡Cuarto día de colonias!

¡Buenos días familias!

Hoy nos hemos levantado con el día despejado, en un ambiente tranquilo: los pájaros cantando, el ruido del viento moviendo las hojas de los árboles y las vistas preciosas de la montaña y el mar.

Aquí es frecuente escuchar y poder ver diferentes tipos de animales, inclusos salvajes, pero esos están alejados de la casa de colonias (los monitores nos han puesto límites que no podemos cruzar y aunque a veces nos cuesta recordarlo, ellos siempre están pendientes de nosotros para que no lo olvidemos).

Ayer vimos muchas ovejas, nos encontramos con una persona que pastura el campo, nos explicó que al día hacía muchos kilimetros caminando y que tenía ¡más de 200 ovejas!

Durante la mañana  de ayer realizamos una excursión, para poder explorar más allá de la casa. Era el itinerario de los sentidos. Pudimos oler y tocar diferentes tipos de plantas, escuchar los ruidos de la naturaleza, y explorar todos los detalles del camino.

Con la excursión y la piscina nos entró mucha hambre, así que nos acabamos toda la comida, ¡unos macarrones riquísimos! Después de la  comida, aprovechamos para relajarnos dentro del comedor con una actividad de relajación en silencio.

Por la tarde volvieron a aparecer las bandoleras ¿os acordáis de ellas? Vinieron a saber si habíamos descubierto el enigma del primer día. Pues, resulta que ya conocíamos el árbol que se está talando: ¡es el árbol de la Olivera!, dijimos todos juntos. 

Por la noche tuvimos otro reto, descubrir el motivo por el que se están cortando los árboles. Para lograrlo nos esforzamos mucho en las actividades propuestas. Estamos muy contentos de poder estar aquí compartiendo con nuestro grupo y con los otros niños y niñas.  

Por último  nos fuimos a dormir muy cansados pero con ilusión de descansar para saber qué retos y actividades realizaremos el día de hoy.

¡NOS VEMOS MAÑANA!

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no se publicará.